domingo, 5 de febrero de 2017

Congreso de Vistalegre II

Errejón: El camino equivocado, en la dirección incorrecta

Desde ayer, y durante los próximos días, se va a celebrar en la plaza de Vistalegre, el segundo gran congreso de la historia de Podemos. Un congreso que estará marcado por el enfrentamiento entre Pablo Iglesias, actual líder del partido, e Iñigo Errejón, que aún detenta su posición como segundo, si bien dependiendo de cómo transcurran los acontecimientos, podría acabar al frente del partido... o fuera de él.

josé antonio sánchez cabezas/l.d.
05 de febrero de 2017 

Este enfrentamiento, que ambos contendientes quieren revestir de debate puramente ideológico, pero que inevitablemente también es una cuestión de poder personal, determinará si Podemos, un consigue abrir un verdadero debate de ideas, que se presenta a cara de perro, sin que termine en una demolición del propio partido. Un equilibrio difícil, pero no imposible, y en el que será fundamental ver como se cierra – o si se cierran- las heridas que sin duda se producirán en la lucha.

Respecto a las posturas ideológicas, y teniendo una inmensa mayoría de posiciones comunes – esperemos que no pierdan de vista ese hecho-, la disensión se halla más en la forma que en el fondo: Pablo Iglesias continúa defendiendo un modelo de partido militante, purista, en el cual las maneras son coherentes con los objetivos. Podemos nació como un partido fuertemente activista, surgido de las movilizaciones del 15-M, de vocación contestataria, y que defiende modelos muy distintos a los que hemos visto hasta ahora. Tan distintos a lo acostumbrado que suscita esperanzas y temores a partes iguales.