jueves, 14 de junio de 2012

AMNISTÍA FISCAL: EL DIEZMO DE LAS MAFIAS

 

El PP (partido popular) ha promovido una última "azaña": legitimar el dinero de las mafias y el narcotráfico. Si, si, con la nueva aplicación fiscal, permite el blanqueo de dinero procedente de donde sea, y al objeto, los dueños de ese dinero negro, que lo tendrán en bolsas de basura, o vete tu a saber donde, tan sólo pagando el 10% de la cantidad que se desea poner en circulación legal, pueden blanquear su dinero legalmente muy facilmente.

Parece que mientras el resto tenemos que tributar y declarar nuestra renta con el programa PADRE de la Agencia Tributaria. Se premia a las mafias de todo tipo con el nuevo programa fiscal de "PUTA MADRE", como dirían por ahí.

Pobres víctimas de las mafias!. Porque nuestra sociedad hipocrita, egoísta y capitalista las condena a la miseria moral, y los estigmatiza injustamente. Sea el caso por ejemplo de las prostitutas. ¡Nadie condena a las mafias, sino a las chicas!, nadie condena a las mafias, sino a los drogadictos, nadie condena a las mafias, sino a los inmigrantes "ilegales"... Además de estigmatizados por la sociedad, tan sólo las mafias y los mafiosos salen adelante con esta medida económica-fiscal del gobierno del Partido Popular, que facilita un "efecto llamada" a los capitales financieros nacionales e internacionales derivados de actividades ilícitas. ¡Si señor!, ¡claro que si!. Todo ello viene de la mano de un partido, el PP, que se dice conservador de los valores y principios morales, porque teoricamente se apoya en personas y gentes Cristianas Católicas, que la verdad, no sé exactamente que pensarán de todo esto. Pero la medida moral no puede ser permitir el blanqueo del capital derivado de actividades mafiosas.

Por otro lado aquí es donde comienza la indignidad del sistema capitalista en su vertiente neoliberal. Esa manía económica de imponer la independencia del Banco Central respecto del poder político, bajo la excusa de la inflación, solo se traduce en este caso en una soberana hipocresía económica. Ya no es sólo una hipocresía moral sino económica, porque si lo que pretendían estos neoliberales, era el control de la inflación, no lo tedremos por el "efecto llamada" de la "ley de amnistía fiscal" o mejor dicho ley que permite el blanqueo de capitales financieros siempre y cuando Hacienda cobre el diezmo, que ha sacado en funcionamiento este gobierno del PP. Y luego nos querrán dar lecciones de moral y terrorismo. No hay mayor acto terrorista que la de permitir el blanqueo de capitales de actividades ilegales. Pero ellos salen con la excusa que es para que la abuela ponga en circulación ese dinero que guardaba bajo el colchón.

No hay comentarios: