domingo, 10 de abril de 2011

¡AL FINAL LOS MOLINOS SON EN REALIDAD GIGANTES!



Referenciando al Quijote. Sancho Panza le decía a su señor Don Quijote, que no eran gigantes sino molinos. Sin embargo la cosa parece muy distinta.



Después de valorar el libro de Stéphane Hessel, prologado por José Luís Sampedro, donde nos vienen a esclarecer la realidad de las circunstancias socio-económicas actuales y el incleible conformismo y apático comportamiento de los Jóvenes de los países de Europa ante la semejante situación que estamos viviendo. Cada día el paro y los recortes sociales nos parecen algo normal, y en la mentalidad de la gente existe el conformismo y la inoperancia, y es que el libro viene a decir que hay que hacer algo frente a este enemigo disperso e inconcreto que personifico en el capitalismo neoliberal. Stéphane Hessel indica que en sus años de juventud el enemigo era el fascismo y era más facil determinarlo. Ahora el enemigo es más inconcreto y difuso, pero está reflejado en el poder antisocial y económico de la Banca y las Multinacionales, en los recortes sociales y las políticas neoliberales.


Stéphane Hessel nos invita a participar de los cauces políticos actuales, o por lo menos así lo afirmaba en el reportaje de Informe Semanal de hace dos semanas. Pues en su entrevista con la periodista de este programa invitaba a los jévenes a votar a las formaciones políticas de izquierda. Quizá porque como muchos, Hessel, interpreta que únicamente la izquierda a través del Partido Socialista podrá enfrentarse a estos desmanes neoliberales y capitalistas; pero únicamente porque en Francia llevan varios años de políticas neoconservadoras que nada tienen que ver con el respeto a la Tradición Histórica del Reino de Francia, sino con el poder burgués neoliberal y capitalista de recortes sociales, flexibilidad laboral, despido libre, etc. Muchos socialistas franceses piensan que es posible enfrentarse al sistema neoliberal capitalista si confiamos en la izquierda socialista. No tienen más que mirar y ver hasta este lado de los Pirineos para contemplar tal mentira.


Precisamente ha sido el PSOE de Rodriguez Zapatero el partido político que se dice socialista y que ha engañado a los socialistas y los ha convencido en diversas ocasiones con su sectarismo anticlerical y cristianófobo, pues hasta ahí llega el progresnobismo de la izquierda española. Pues han sido tan defesores de la Unidad Económica Europea como lo ha sido la derecha neoliberal capitalista que representan a los grupos conservadores y de la extrema derecha. Y el camino en la Unión Europea está servido, pues es de camino de obligado cumplimiento porque ha sido implantado por las burguesías de los países que forman la UE. Nos hacen creer bajo estrictas imposiciones que no hay otro camino que el de los recortes sociales, para mermar el bienestar social. Y vinculan este bienestar con la energía nuclear y otras cuestiones programáticas de la extrema derecha neoliberal capitalista. Sancho Panza le decía a su señor Don Quijote que eran molinos y no gigantes. ¡A ver si va a resultar que quien tenía razón sobre esto era Don Quijote, cuando le dijo a Sancho que se apartara de allí mismo porque iba entablar con los gigantes una fiera batalla!. Y en esto estamos los carlistas, comprometidos para desenmascarar las patrañas y las mentiras que la burguesía neoliberal y capitalista de la UE nos trata de hacer comulgar. Es decir: "Tenemos que cambiar todas las estructuras partidocráticas y de "democracia" parlamentaria que existe en nuestro país y en los países de la UE, porque no es cierto que votando al Partido Socialista vayamos a impedir los recortes sociales; porque finalmente hemos sufrido las políticas neoliberales por imposición de esta misma UE (Unión Europea).


Así que Hessel como Sampedro para el póximo libro, deberán indicar, aunque nosotros ya lo tenemos claro, cual es el camino a seguir, porque como muy bien dicen, primero hay que entender la realidad para INDIGNARSE, pero no basta con indignarse, sino que hay que pasar a la acción, hay que actuar. Y la acción no es votar a un partido político para que te gobierne dictatorialmente en los próximos cuatro años hasta las futuras elecciones. ¡Eso no es democracia, hombre!. ¡Eso es partidocracia! No nos basta solo con la dictadura interna de los partidos políticos, que celosos guardan el entramado de las listas cerradas, los mayoritarios guardan la Ley d´Hont huyendo de la proporcionalidad democrática, y además para respaldar la dictadura partidocrática mayoritaria ni siquiera valoran bajar las barreras electorales para dar cabida a nuevos grupos políticos!.


La solución no pasa pues por votar a un partido político que por muy socialista que se diga va a terminar traicionando de mala manera a toda la sociedad, aplicando políticas neoliberales capitalistas porque se lo pide la Unión Europea, y así quedan muy bien con sus socios burgueses europeos, explicando que el camino ya está señalado, que nos viene impuesto desde arriba, desde la UE, que no existen otras alternativas. Ni siquiera valoran la posibilidad de realizar referendos vinculantes para que la población podamos decidir, como en el caso de Islandia si queremos hacer pública toda la Banca, o si queremos meter en prisión a los responsables de esta crisis!. ¡¡¡A ver si va a resultar que los molinos son gigantes!!!

No hay comentarios: