martes, 16 de diciembre de 2008

LOS ZAPATOS DEL PRESIDENTE BUSH

Parece que al señor Bush se le olvidan sus zapatos en la Casa Blanca, aún quedan unos meses para que se largue de la presidencia, pero mientras tanto algunos le recuerdan lo que ha hecho y lo que ha sido durante todo su sanguinario y tiránico mandato. No sólo ha sido el paladín de la especulación en el sector financiero, el portaestandarte de la escuela de Chicago y su neoliberalismo del dejar hacer, dejar pasar; ha sido también la megalomanía militar de un presidente y un país que ha utilizado todos sus recursos y los recursos robados al resto de países del mundo para hacerles la guerra e imponerles el neoliberalismo. La farsa de la lucha contra el terrorismo, ha sido el favorecimiento del terrorismo de Estado, y la guerra preventiva, criminalizando otras culturas por el hecho de ser diferentes. Bush ha contado con el poder del ejército, de las multinacionales y la banca norteamericana. Ha contado con la opresión financiera del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. Todos ellos han sido derrotados, ya que la crisis lo evidencia. Organismos ineficientes y despóticos representantes de la plutocracia en el poder. Las zapatillas o los zapatos es aquello que Bush pretende olvidar, quiere ignorar de su gestión. Saldrá de la Casa Blanca, pero eh, que no se le olviden las zapatillas o los zapatos. Ha sido una especie de: "Éh Bush, se te olvidan las zapatillas". Y en fin zapatillazo que se ha llevao. Los carlistas lo hubieramos tratao a boinazos, a pesar de ser políticamente incorrecto, se lo merecía, al tratarse de una protesta genérica a nivel mundial por su triste y penosa gestión.


sábado, 6 de diciembre de 2008

30 ANIVERSARIO DE LA CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA DE 1978


¿O con Franco o con una constitución liberal burguesa como la de 1978? Esa fue la pregunta, la respuesta para la gran mayoría de los españoles después de una dictadura de 40 años, estaba bastante clara, se decidieron por lo menos malo, además estaban los militares y los derechistas detras de todo y no iban a tolerar nada fuera de su juego "democrático".

Para empezar la pregunta anterior se la vinculaba a la institución monárquica de manera obligatoria, siendo la pregunta ¿dictadura o monarquía?, la respuesta de nuevo iba a ser monarquía, no había alternativa. Eso no es muy democrático, además Juan Carlos el jefe actual del Estado heredaba los derechos del dictador Franco jurando los principios del movimiento del 18 de julio, y eso tampoco es muy fiel a la estructura dinástica que digamos, habiéndo otros principes con mejores y mayores derechos que reivindicaban el Trono español, como los Borbón Parma en la persona de Don Carlos Hugo.

La derecha quería una especie de restauración de la monarquía a imitación de lo que fue la dictadura de Cromwell en Gran Bretaña y la restauración de los Estuardo, sin embargo esto era una instauración franquista, no se trata de olvidar como quiere Manuel Fraga y toda la derecha, para ello existe una memoria histórica que ni mucho menos comienza en 1931, sino mucho antes y ahí es a dónde quiero ir, porque celebrar una constitución liberal burguesa es como celebrar el triunfo de la derecha y sus estructuras liberales y capitalistas. Las Españas antiguamente antes de tener una constitución liberal homogenea y uniforme tuvieron varias, eran los Fueros de cada uno de los Reinos, Señoríos y Principados peninsulares, siendo que cada españa tenía su constitución histórica própia o Fuero, y debido al mismo se constituía el reino. No podía existir reino, señorío o principado sino existían los diversos Fueros. Los Fueros de los diversos territorios históricos españoles eran constituciones propias en las que estaban reflejados los derechos y deberes de los habitantes del lugar, y expresaban el pacto Pueblo-Dinastía, pues el monarca debía jurarlos para ser proclamado como tal en cada uno de los territorios.

Se magnifican las constituciones liberales burguesas en España sin saber que se trata del instrumento del golpismo de la oligarquía comercial, financiera y mercantil para amplificar sus beneficios en el contexto de globalización capitalista neoliberal internacional. Una constitución que uniformiza y homogeniza, que no atiende a las realidades particulares por mucho que este pactada por la mayoría de los partidos políticos no es una verdadera constitución. La misma es heredera de las constituciones liberales de los siglos XIX y XX pero jamás de los Fueros de los diversos territorios peninsulares, que atendían a una realidad Confederal de las Españas.

lunes, 1 de diciembre de 2008

¿POR QUÉ LA CASA REAL DE LOS BORBÓN PARMA TIENE LA LEGITIMIDAD DINÁSTICA CARLISTA Y ESPAÑOLA PARA REIVINDICAR EL TRONO DE LAS ESPAÑAS?

Principalmente debido a tres cuestiones importantes:



1ª) Ante el fallecimiento de Alfonso Carlos I de Borbón, dejaba claro en su textamento que su sobrino Don Francisco Javier de Borbón Parma no tendría problema en el caso que quisiera heredar los derechos legítimos y dinásticos de la rama carlista, ya que era descendiente de carlistas que habían luchado en favor de dicha dinastía. Aunque se tratara de la rama menor descendiente directa de Felipe V, Duque de Anjou y Rey de las Españas, la legitimidad de Origen y de Ejercicio recae en la rama Borbón-Parma, debido a que las restantes ramas mayores de los Borbones exceptuando la propia carlista, hicieron armas contra la dinastía carlista desde Carlos María Isidro de Borbón hasta Don Alfonso Carlos I de Borbón.



2º) Alfonso "XIII" de España, exiliado por la República, pensó ilusoriamente y atrevidamente que los derechos dinásticos de la rama carlista recaerían en él al convertirse en primogénito de los Borbones, así pues carlistas y alfonsinos intentaron llegar a un entendimiento, pero ello pasaba por el reconocimiento por parte de Alfonso "XIII" de la Dinastía y Rama Carlista de los Borbones, desde Carlos María de Borbón hasta Alfonso Carlos de Borbón, cosa que Alfonso "XIII" no hizo, haciendo comentarios demasiado molestos para los carlistas, como diciendo que él no iba a reconocer a la dinastía carlista, porque si hiciera eso su propio reinado en España no hubiera tenido ningún sentido ni legitimidad histórica alguna. Efectivamente no tuvo dicha legitimidad para los carlistas, puede que contara con la legalidad pero jamás con la legitimidad. Alfonso "XIII" pensó que la legitimidad histórica y monárquica carlista le caería como manzana madura, por su propio peso, pero su doblez ante Alfonso Carlos I de Borbón, le hizo llevarse un chasco, ya que existía otro príncipe con mayores derechos que él, su sobrino Don Francisco Javier de Borbón Parma, representante de la única rama borbónica que había combatido al liberalismo constitucionalista burgués, defendiendo siempre el tradicionalismo carlista y los derechos dinásticos de la Dinastía Carlista, desde Carlos María Isidro de Borbón, hasta Alfonso Carlos de Borbón.



3º) La puesta en evidencia de la monarquía instaurada por el régimen franquista en la persona de Juan Carlos, y las sucesivas maniobras que desvinculan la institución monárquica de la tradición española, perdiendo evidentemente todas aquellas cualidades, legitimidades y justificaciones que la respaldaban, caen en saco roto por la deslegitimización histórica de la monarquía, ya que la actual familia reinante se rige, no por las leyes seculares históricas de la Monarquía Española, que hasta los propios monárquicos liberales hicieron cuanto pudieron, por respetar el funcionamiento interno de la institución dinástica, sino que se rige por nuevas reglas instauradas por una constitución, la de 1978, que legaliza la instauración de una oligarquía institucionalizada, pero ni mucho menos una familia real vinculada a la institución histórica que es la monarquía española, debido a la traición que la familia reinante ha hecho al prescindir de las leyes seculares y tradicionales de la monarquía española, por un lado la Ley Sálica de Felipe V, defendida por los carlistas, por otro la Pragmática de Matrimonios de Carlos III, con lo cual los herederos de Felipe, Cristina y Elena no tendrían ningún derecho a ocupar el Trono de las Españas.



Por estos hechos, hoy se ven reforzadas las reivindicaciones de la Dinastía Carlista para ocupar legitimamente el Trono de San Fernando.
La monarquía del jefe legal del estado Juan Carlos es totalmente ajena a la Tradición de la que dice descender y heredar, por la cual se justifica la institución de la monarquía, de manera que no representa en realidad la monarquía sino una oligarquía institucionalizada por haber traicionado las Leyes Históricas Seculares de la Monarquía Hispánica o Española y no haber jurado los diversos Fueros o Constituciones Históricas de los diversos Reinos, Señoríos y Principados de las Españas.
Se ha querido desde el liberalismo burgués capitalista atacar a la Corona Legitimista tachándola de absolutista, cuando precisamente venía a representar la protección de los más débiles y la sujección de los fuertes en interes del bien público, de todos, dentro de un contexto cristiano de justicia social. Precisamente ese liberalismo ha querido atribuirse la voz del pueblo y el supuesto hecho de ser democrático, cuando lo que realmente ha representado ha sido el dejar hacer y el dejar pasar a los más fuertes, a los poderosos, quienes siempre se enfrentarían al legitimismo carlista, a la Corona Legitimista, a la Monarquía Popular Carlista.

SOCIALISMO ARISTOCRÁTICO Y LEGITIMISMO DINÁSTICO CARLISTA

El escritor cacereño posa en la Filmoteca de Extremadura tras la presentación del cuento.Foto:R. VIVAS
--¿Usted, como Wilde, milita en el socialismo estético?
--No solo en el socialismo estético sino en la disidencia estética. Una de las cosas que diferencian a la izquierda de la derecha son la ética y la estética, que son valores de la primera.
--Rilke aseguraba que lo bello no es más que el comienzo de lo terrible
--Sin duda. La belleza te puede destruir.
--Para Santiago Amón, en España no cabe un idiota más.
--Y lo peor es que los idiotas se reproducen y tienen más idiotas.
--El poeta Antonio Ferres dice que como éste es un país de chorizo frito, "si eres vegetariano es que eres maricón".
--Es posible. Aquí las elecciones se ganan poniendo pinchos de patatera y vino de pitarra.
--Una azafata ha sido suspendida por llevar un crucifijo. ¿Tan desquiciados estamos?
--Absolutamente. Se confunden los términos. El Estado no es laico sino aconfesional. Y ni el laicismo radical ni la religiosidad radical son buenos.
--¿La cultura como igualdad no existe; solo como supremacía?
--Todos somos iguales en dignidad y en derechos, a partir de ahí la igualdad se acabó. Realmente, yo tengo una concepción aristocrática de la vida. Como decía el Marqués de Santo Floro, no creo en las clases, creo en la clase. Y la Cultura es aristocrática, como la Política debería serlo. Aunque sea políticamente incorrecto, yo me siento identificado con el Despotismo Ilustrado.
--Octavio Paz se oponía al marxismo "por una cuestión estética" y calificaba de "nefasto" el realismo socialista...
--El marxismo como instrumento de investigación tiene un gran problema: el materialismo. El hombre no es solo materia, también es espíritu. Y el realismo es otro problema. Se olvida de la parte subjetiva. No olvidemos que los fascismos tienen todos un componente social fortísimo. El propio José Antonio dijo: "un día los poetas gobernarán el mundo".
--Parece usted un conservador...
--Soy paradójico. Me defino como socialista, aristocrático y monárquico.
--Rosa Díez: Soy republicana pero pensar en los candidatos que saldrían para presidir la república me da ´yuyu´.
--La verdad es que sí. La derecha es naturalmente republicana, porque quiere tener cada vez más parcelas de poder. Creo que la monarquía es un sistema más democrático a la hora de la verdad que la república. Se trata de un pacto entre una familia y un pueblo. El presidente de la república lo es solo para los que le han votado. Yo plantearía una confederación de repúblicas que hicieran un pacto con la Corona, en la persona de Carlos Hugo de Borbón, que es mi rey.





"Es más democrática la monarquía que la república" ( El Periódico Extremadura - 17/11/2008 )