viernes, 24 de agosto de 2007

¡VIVA EUSKALHERRIA LIBRE, Y EL RESTO DE LOS PUEBLOS DE ESPAÑA TAMBIÉN!







Desgraciadamente ETA vuelve atentar, reflexionemos que detrás de ETA hay gente, no son solo cuatro locos, ya que las reivindicaciones de la banda coinciden con las proposiciones políticas de Herri Batasuna-Acción Nacionalista Vasca, y es la independencia territorial y soberana de Euskalherria, que quienes decidirán el futuro de Euskalherria serán los vascos, nadie más, rechazando por tanto cualquier tipo de injerencias extranjeras y ajenas a la personalidad cultural, política tradicional de Euskalherria.








Para ello se propone la desmilitarización del conflicto, es decir, ni ETA, ni cuerpos de seguridad del Estado Español, concretamente ejercito español. Los cuerpos de seguridad del Estado Español en la mente de muchos vascos son el ente opresor coaccionador, instrumento de la burguesía financiera, representante del centralismo político de Madrid, quienes imponen sus decisiones plutocráticas y lucrativas al pueblo vasco, además vienen personificando la represión política-ciudadana de los vascos, simplemente porque ellos son más levantiscos y reivindicativos que el resto de los pueblos de España. Los Vascos siempre fueron muy recelosos guardianes de sus FUEROS, al tratarse de sus más preciados derechos historicos, al preservarse sus particularismos historicos locales tradicionales y culturales. Así que el ejercito Español de la masonería burguesa centralista, de los generales golpistas ya fueran conservadores o progresistas, representaban la tiranía, la opresión y represión burguesa venida de Madrid y su capitalismo.








Para que ETA deje de existir, tiene que desaparecer el ente opresor que la hace persistir a lo largo del tiempo, es decir el Estado Español y su instrumento-fuerza coactiva: el Ejercito Español.








Este planteamiento a muchos les escandaliza porque cuando piensan en España, la asocian irremediablemente al Estado Español y su constitución liberal burguesa plutocrática partidocrática y al ejercito que la guarda, sin pensar que España es mucho más que una simple administración burguesa y estatal, es la riqueza cultural tradicional y política de los diferentes pueblos de España que están siendo alienados por el capitalismo, el egoismo materialista y consumista, por el pijoterismo del tener y la superficialidad materialista de la sociedad de consumo. Ante esa alienación burguesa en la cual nos aseguran los liberales que llegaremos a ser todos tan importantes como los lideres financieros nacionales e internacionales, es una mera ilusión óptica, ya que se trata de hacer que los individuos-ciudadanos respeten la jerarquía del sistema capitalista, porque ellos mismos forman parte de esa jerarquía, muy conveniente a la elite capitalista, ya que la invención de esta elite burguesa es convencer a la opinión pública de que todos absolutamente todos podremos llegar a ser tan importantes como ellos, que podremos llegar a tener su mismo nivel de vida, a lo que digo: ¡mentiraaa!.








Ante la opresión capitalista surgen los pueblos levantiscos, aquellos que quieren desquitarse el yugo capitalista, y al ver la alienación de la sociedad y la imposibilidad de movilizar a las masas obreras actuales que estan hipnotizadas por el capitalismo, no existe otro remedio que el de echarse al monte. Hay muchas formas de echarse al monte, yo personalmente prefiero la vía política y pacífica de la manifestación.








ETA y el mundo arbertxale no se irán de rositas en mi articulo, porque estan ensuciando el nombre del pueblo vasco con sus acciones, así que les diría que reflexionaran, pues la cuestión final no es la secesión política para formar un ente republica-estado independiente, para que este sea más restrictivo y centralista que el anterior al que pertenecían. Los Señoríos Vascos y el Reino de Navarra, cada uno de ellos independientemente tenían Fueros y Cortes distintas y diferenciadas unas de otras. No parece posible que se vengan a razones aquellos que quieren acabar con el hecho histórico confederal de Esuskalherria, es decir el PNV y Herri Batasuna, que pretenden imponer su nacionalismo para disolver la personalidad histórica de Eskalherria basada en la Confederación de los distintos Señoríos Vascos y el Reyno de Navarra, pues si bien todos los territorios son culturalmente de lengua Vasca, no significa que deba imponerse un centralismo político basado en el nacionalismo y así disolver la confederación histórica que siempre existió en Euskalherria. Aquí de lo que se trata finalmente es que las armas se silencien, que se defienda la personalidad histórica y cultural de Euskalherria con respeto a la Confederación de Señoríos Vascos y Reyno de Navarra, que se defienda la lengua Vasca en su plenitud en dichos territorios, y no plantear ningún tipo de secesión territorial que puede desviarnos de las autenticas reivindicaciones para la persistencia del pueblo vasco, no de la banda ETA. En Irlanda se insistió historicamente en la independencia de la isla con respecto a Inglaterra, que actualmente los Irlandeses son quienes mejor hablan la lengua Inglesa. Este hecho es muy triste al percibir la lengua céltica irlandesa en vías de extinción, al haber sido la causa de la secesión independentista mucho más importante que el mantenimiento y la defensa de las instituciones históricas que habían mantenido la cultura y lengua céltica tradicional de Irlanda. En otras palabras, se debería hacer más hincapié en la defensa de la lengua vasca y los particularismos locales e historicos de los vascos, en lugar de insistir tanto en la independencia y la secesión política.








Es posible ver a Euskalherria libre, del mismo modo que lo merecen el resto de los pueblos de España, sin necesidad de insistir en la independencia y la secesión. Libertad y Soberanía no significan independencia y secesión. Euskalherria puede seguir siendo una España más pero sin la menor posibilidad de injerencias extranjeras y ajenas a la personalidad de Euskalherria, ni de Madrid, ni de ningún sitio.

No hay comentarios: